DECLARACIÓN DEL
MESÍAS A LAS NACIONES


YO SOY EL MESÍAS Hombre Glorificado, Ser ILuminado, Instructor del mundo, Maestro de los Hijos de Elohym, estaré con ustedes con Gran Poder y Gloria a llamar a mis escogidos de los cuatro vientos para que descubran su origen y regresen a su esencia, sean renovadas sus mentes cada uno en la necesidad de su entendimiento y sean conducidos por la Luz del Nuevo y Último Testamento que les revelará el Eterno y Divino Sendero de la Redención. A los que me amen les enseńaré la Verdad en plenitud, apreciable en su comienzo, apreciable en la mitad y apreciable en su final tanto en el espíritu como en la letra toda su pureza. Estableceré una Alianza y los abrazaré y sentirán mi amor bondadoso, les concederé su milagro y secaré toda lágrima de los ojos.

He aquí, Yo he levantado de entre ustedes un Mensajero, Hijo del Rayo de YHWH, Guardian de lo Sagrado, pondré Mis Palabras en su boca y su voz es el sonido de siete truenos, el que escuche que oiga lo que Mi Espíritu dice a las naciones antes de la hora de Mi manifestación. No le seas rebelde porque Mi Nombre Admirable está en él para sanar tus heridas y prolongar tus días, para hacer del desierto la más bella Majayura y por Mi amor y compasión hacer de la Tierra un hogar fertil. He aquí desde la Península Yo haré nuevas todas las cosas cuando Mi Amada descubra su origen y regrese a su esencia y multipliquemos la tierra de hijos con almas.

YO SOY el Ser más refinado estoy lleno de sabiduría y entendimiento, consejo y poder, conocimiento y temor de YHWH y He sido investido para gobernar tanto a la casa de Israel como al resto de las naciones.

Pondré fin al exilio y la servidumbre, de la opresión y de su propia maldad y todas las naciones reconocerán a YHWH como Soberano y entonces reinará el amor y la prosperidad en toda la Tierra, el efecto de Mi justicia será paz; y la labor de la justicia, reposo y seguridad para siempre.

Lideraré a los Hijos de la Luz a la victoria sobre los hijos de las sombras y redimiré al mundo entero de la maldad. La opresión, el sufrimiento, la guerra y todas las formas de ateísmo serán abolidas. La humanidad será de esta forma perfeccionada, y los pecados del hombre contra YHWH, así como sus transgresiones en contra del prójimo, las eliminaré. Todas las formas de guerra y antagonismo entre las naciones desaparecerán delante de Mis ojos porque heriré al tirano con la vara de Mi boca y mataré al malvado con el aliento de Mis labios. La maldad y la tiranía no podrán levantarse delante de Mi.

La Tierra temblará, se estremecerá; se sacudirán los cimientos de los montes; temblarán a causa de Mi potencia!. Montando sobre un querubín surcaré los cielos y de Mi radiante presencia brotarán nubes, granizos y carbones encendidos, lanzaré flechas con grandes centellas y se oirá el trueno de YHWH; dispersaré a mis enemigos y huirán de Mi enojo, los perseguiré y les daré alcance, los heriré de modo que no se levantarán, Clamarán, y no habrá quien los salvase; Aun a YHWH, pero no los oirá y no retroceré hasta verlos aniquilados.

Puedo percibir la inocencia o culpabilidad de un hombre. No juzgaré por la mera apariencia de las cosas a Mis ojos, ni censuraré simplemente según lo que oigan Mis oídos. Ciertamente dictaré el fallo entre las naciones y enderezaré los asuntos respecto a muchos pueblos. Y tendrán que batir sus espadas en rejas de arado y sus lanzas en podaderas. No alzará espada nación contra nación, ni aprenderán más la guerra porque la tierra ciertamente estará llena del conocimiento de YHWH como las aguas cubren el mismísimo mar.

Todas las naciones Me servirán, porque libraré al pobre que clama por ayuda, también al afligido y a cualquiera que no tiene ayudador. Le tendré lástima al de condición humilde y al desamparado, y las almas de los justos salvaré. Solo un poco más de tiempo, y el malvado ya no será. Pero los justos mismos poseerán la tierra, y verdaderamente hallarán su deleite exquisito en la abundancia de paz. Pondré Mi Ley dentro de ellos, y en su corazón la escribiré. Y ciertamente llegaré a ser su Rey, y ellos mismos llegarán a ser mi pueblo.

Redimiré de todo linaje, lengua, pueblo y nación a varones de virtud, temerosos de YHWH, varones de verdad, que aborrecen la avaricia e inmoralidad, a ellos los haré para nuestro Padre reyes y maestros, y reinaremos sobre la tierra. Ya no tendrán hambre ni sed, y el sol no caerá más sobre ellos, ni calor alguno.

No les enseƱaré un conocimiento cualquiera. Sino un Conocimiento que produce una inmensa transformaciĆ³n en quién lo recibe. Un Conocimiento capaz, nada menos, de despertar a los hombres y ayudarlos a escapar de la prisión en que se encuentran. Por eso Mi Conocimiento ha sido tan perseguido a lo largo de la historia, porque es un Conocimiento considerado peligroso por los poderes religiosos y políticos que son regidos desde la más densa oscuridad.

Podrás saber también que eres un esclavo, que tu mente ha sido encadenado por la materia impura. Pero eres un esclavo y permaneces encadenado porque en realidad no sabes que lo estás, y buscas desesperadamente algo sin saber qué estás buscando. En Mi está el Conocimiento salvador que te ayudará a despertar y liberarte por toda la eternidad.

Mi Nombre YHWH lo han adulterado y profanado, han preferido inclinarse a los nombres de los dioses que el hombre ha levantado para sí mismos, por tal motivo, tomaré un pueblo de entre todas las naciones y les daré a conocer nuevamente Mi Nombre, pues en Mi misericordia he decidido pasar por alto estos tiempos de ignorancia por amor a Mis elegidos.

Es necesario que los hombres reciban Mi Nombre, porque Mi Nombre los hará hijos del Altísimo, les dará vida nueva, los sanará y redimirá, les perdonará los pecados, los protegerá y justificará. No he revelado otro Nombre a los hombres para que me invoquen, sino el que está escrito en Mi. Recibe Mi Nombre e identifícate con Mi Glorioso Nombre, y que tome el lugar que hoy tienen los nombres extrańos en ti.

Que el mundo sea perfeccionado bajo Mi reinado. Que todos los hombres invoquen Mi Nombre y que todos los malvados de la tierra se tornen a Mi. Que sepan todos los habitantes de la tierra que toda rodilla debe postrarse ante Mi y que todos acepten el yugo de Mi reino.

El que guarde Mis Palabras en su mente de las profecías aqui escritas y salga victorioso del espíritu de la bestia que ha salido del abismo con nombres abominables; Yo le daré de comer del Árbol de la Vida, que está en el paraíso de YHWH, y jamás sufrirá dańo de la muerte segunda. Yo le daré del maná escondido, y le daré una corona que tiene escrito en ella un Nombre Nuevo, que nadie conoce sino sólo el que lo recibe de Mí. Le daré autoridad sobre las naciones, como también Yo la he recibido de YHWH; y le daré la Estrella Resplandeciente de la mańana. Lo vestiré con Vestiduras Blancas, confesaré su nombre delante de YHWH y delante de los Ángeles, y nunca jamás su nombre será borrado del rollo de la vida. Lo haré como columna que sostiene la habitación de YHWH y ya nunca más saldrá fuera, y escribiré sobre él el Nombre Sagrado y el Nombre de la nueva ciudad, la cual desciende de los cielos y Mi Nombre Nuevo. Le concederé sentarse conmigo en Mi Trono, así como también Yo vencí y me he sentado con YHWH en su Trono.

Toda Mi declaración forma parte del inalterable propósito de YHWH el Todopoderoso en los cielos arriba y en la tierra abajo, el Divino y no hay otro, ni nadie semejante a Él; Aquel que declara desde el principio el final, y desde hace mucho las cosas que no se han hecho; Aquel que dice: "Mi propio consejo subsistirá, y todo lo que es Mi deleite haré".

YHWH ha prometido cumplir lo que se ha propuesto mediante Su Mesías. Acaso hay alguien que pueda impedírselo?

Yo realmente Me tragaré a la muerte para siempre, y ciertamente limpiaré la Tierra.


MESÍAS ORG
Los Hijos de Elohym.
Organización del MESÍAS de las Naciones.